fascia-porta-bimbo-neonato-regolo-babymonket-babywearing.jpg

fascia-ring-sling-fascia-anelli-porta-bimbo-neonato-regolo-babymonket-babywearing.jpg

marsupio-porta-bimbo-regolo-babymonket-babywearing.jpg

marsupio-porta-bimbo-agilo-babymonket-babywearing.jpg

¿Te gustaría llevar a tu niño, pero no sabes elegir el portabebé más adecuado a tus necesidades? Consulta la guía siguiente y descubre el mejor producto para ti.

Fular portabebé larga rígida (talla 5-6-7)

El fular más adecuado para una utilización desde el nacimiento es el fular largo en 100% algodón, ya que es muy suave y manejable. Lo ideal es una talla 6 (4,60 m), que permite efectuar la mayoría de las ataduras, y que puede usarse desde el nacimiento hasta el fin del porteo, permitiendo llevar vientre con vientre, en la cadera y a la espalda. Si sus curbas son generosas se aconseja una talla 7 (5,20m), mientras si es delgada puede bastar la talla 5. Con un recién nacido se aconseja la atadura vientre con vientre como la FWCC o Cruz Envuelta. Cuando el bebé empieza a sostener por sí solo su cabeza (normalmente hacia los 4 meses) se puede llevar también en la cadera con ataduras específicas como la Sling en la cadera. Cuando el niño se puede quedar sentado (hacia los 6-7 meses) se puede atar también en la espalda como la mochila sencilla. En particular no se aconseja llevar al niño de cara al mundo, cualesquiera el portabebé utilizado (porque puede ser dañosa para el niño, por la posición no fisiológica que no respeta la curvatura en “C” de la espalda del niño y la ausencia de apoyo. Además se ve sobreexpuesto a los estímulos externos). Fular portabebé corta rígida (talla 3-4) Las tallas más cortas (3 e 4) generalmente se usan para llevar en la cadera y espalda, pero se aconsejan para quien está familiarizado con el fular largo, y quizás quiera comprar otro fular para el niño mayor. Las composiciones en mezcla de lino o alto gramaje se indican para los niños más pesados, ya que sujetan mejor. Otra característica importante de los fulares en mezcla de lino es que esta composición hace que están adecuados en la temporada cálida. Fular con anillas (bandolera) El fular con anillas es al contrario muy rápido e intuitivo de colocar en la cadera, utilizable desde el nacimiento, es muy cómodo cuando el niño tiene unos 4 meses para llevarlo sólo en la cadera. Ideal a la hora de amamantar, es el fular que hay que guardar en el bolso en caso de “urgencia “. En nuestro sitio es posible elegir hombro derecho o izquierdo, y sirve para indicar donde se colocan las anillas. Por ejemplo hombro derecho significa anillas colocadas en el lado derecho con el niño en la cadera izquierda, y viceversa. Esto no significa que un fular hombro derecho no se puede colocar también en el izquierdo, pero los dibujos estarán del revés. Mochila portabebé ergonómica Regolo La mochila portabebé Regolo BabyMonkey dispone de un cinturón robusto y de tirantes suaves y acolchados, el peso del niño se reparte bien en las caderas también, evitando así sobrecargar excesivamente la espalda y los hombros del portador. El panel de la mochila Regolo BabyMonkey contiene bien al niño y presenta un área de asiento amplia que permite al niño ir con las piernas bien separadas, con las rodillas más altas que el culito (posición “M”), permitiendo la curvatura natural en “C” de la espalda. Con la Mochila Regolo BabyMonkey es posible llevar al niño en 2 posiciones: delante (frente a mamá) y a la espalda. La mochila Regolo BabyMonkey, gracias a su panel ajustable y a las diversas posibilidades de atadura de los tirantes, permite adaptar el asiento en función del tamaño del niño. Es perfecta para llevar a niños desde los 5-6 meses (5,5 kg) hasta los 4 años (18/20 kg). Se desaconseja absolutamente el uso de la mochila en los primeros días depués del nacimiento, aun con el uso de un reductor. De hecho el único soporte aconsejado y utilizable desde el nacimiento es el fular portabebé (descubre todos los modelos de nuestros fulares en nuestro sitio www.babymonkey.it). En particular modo no se aconseja la posición de cara al mundo con ningun soporte, ya que puede ser dañosa para el niño, por la posición no fisiológica que no respeta la curvatura la mochila sencilla. En particular no se aconseja llevar al niño de cara al mundo, cualesquiera el portabebé utilizado (porque puede ser dañosa para el niño, por la posición no fisiológica que no respeta la curvatura en “C” de la espalda del niño y la ausencia de apoyo. Además se ve sobreexpuesto a los estímulos externos).

Fular portabebé corta rígida (talla 3-4)

Las tallas más cortas (3 e 4) generalmente se usan para llevar en la cadera y espalda, pero se aconsejan para quien está familiarizado con el fular largo, y quizás quiera comprar otro fular para el niño mayor. Las composiciones en mezcla de lino o alto gramaje se indican para los niños más pesados, ya que sujetan mejor. Otra característica importante de los fulares en mezcla de lino es que esta composición hace que están adecuados en la temporada cálida.

Fular con anillas (bandolera)

El fular con anillas es al contrario muy rápido e intuitivo de colocar en la cadera, utilizable desde el nacimiento, es muy cómodo cuando el niño tiene unos 4 meses para llevarlo sólo en la cadera. Ideal a la hora de amamantar, es el fular que hay que guardar en el bolso en caso de “urgencia “. En nuestro sitio es posible elegir hombro derecho o izquierdo, y sirve para indicar donde se colocan las anillas. Por ejemplo hombro derecho significa anillas colocadas en el lado derecho con el niño en la cadera izquierda, y viceversa. Esto no significa que un fular hombro derecho no se puede colocar también en el izquierdo, pero los dibujos estarán del revés.

Mochila portabebé ergonómica Regolo

La mochila portabebé Regolo BabyMonkey dispone de un cinturón robusto y de tirantes suaves y acolchados, el peso del niño se reparte bien en las caderas también, evitando así sobrecargar excesivamente la espalda y los hombros del portador. El panel de la mochila Regolo BabyMonkey contiene bien al niño y presenta un área de asiento amplia que permite al niño ir con las piernas bien separadas, con las rodillas más altas que el culito (posición “M”), permitiendo la curvatura natural en “C” de la espalda. Con la Mochila Regolo BabyMonkey es posible llevar al niño en 2 posiciones: delante (frente a mamá) y a la espalda. La mochila Regolo BabyMonkey, gracias a su panel ajustable y a las diversas posibilidades de atadura de los tirantes, permite adaptar el asiento en función del tamaño del niño. Es perfecta para llevar a niños desde los 5-6 meses (5,5 kg) hasta los 4 años (18/20 kg). Se desaconseja absolutamente el uso de la mochila en los primeros días depués del nacimiento, aun con el uso de un reductor. De hecho el único soporte aconsejado y utilizable desde el nacimiento es el fular portabebé (descubre todos los modelos de nuestros fulares en nuestro sitio www.babymonkey.it). En particular modo no se aconseja la posición de cara al mundo con ningun soporte, ya que puede ser dañosa para el niño, por la posición no fisiológica que no respeta la curvatura en “C” de la espalda del niño y la ausencia de apoyo. Además se ve sobreexpuesto a los estímulos externos.

Mochila portabebé ergonómico Agilo

La mochila portabebé Agilo BabyMonkey dispone de un cinturón robusto y de tirantes suaves y acolchados, el peso del niño se reparte bien en las caderas también, evitando así sobrecargar excesivamente la espalda y los hombros del portador. El panel de la mochila Agilo BabyMonkey contiene bien al niño y presenta un área de asiento amplia que permite al niño ir con las piernas bien separadas, con las rodillas más altas que el culito (posición “M”), permitiendo la curvatura natural en “C” de la espalda. Con la mochila BabyMonley Agilo se puede llevar al niño en 2 posiciones: delante (frente a mamá) y a la espalda. De hecho, gracias a los soportes estructurados, la posición fisiológica del niño está garantizada sólo en estas posiciones. Mochila Portabebé Agilo BabyMonkey, gracias a las diversas tallas disponibles, permite llevar a los niños desde 5-6 meses (5,5 kg) hasta 4 años (18/20 kg). Standard: Perfecto para llevar a bebés de 5 a 18 meses, pero puede utilizarse hasta 20 kg. Toddler: Perfecto para llevar a niños de 15 a 36 meses, pero puede utilizarse hasta 20 kg. Preschooler: Perfectos para llevar a niños a partir de 36 meses y más, pero puede utilizarse hasta 20 kg. Se desaconseja absolutamente el uso de la mochila en los primeros días depués del nacimiento, aun con el uso de un reductor. De hecho el único soporte aconsejado y utilizable desde el nacimiento es el fular portabebé (descubre todos los modelos de nuestros fulares en nuestro sitio www.babymonkey.it). En particular modo no se aconseja la posición de cara al mundo con ningun soporte, ya que puede ser dañosa para el niño, por la posición no fisiológica que no respeta la curvatura en “C” de la espalda del niño y la ausencia de apoyo. Además se ve sobreexpuesto a los estímulos externos.